Del `Palacio´ vendrá una orden con gran perjuicio de la fe



Queridos hijos, del Palacio vendrá una orden que causará gran perjuicio a la fe de Mis pobres hijos. Doblad vuestras rodillas en oración. He aquí el tiempo de la gran batalla entre el bien y el mal. Quedaros con la verdad. Acoged el Evangelio, pues sólo así podéis permanecer en el Camino de la Salvación. Yo soy vuestra Madre y vine del Cielo para llamaros a la conversión. Alejaros de las cosas del mundo. No sois esclavos. Sois libres para ser del Señor. Volved a Él, que es vuestro Bien Absoluto y os conoce por el nombre. Vosotros sois del Señor y sólo a Él debéis seguir y servir. Adelante en la defensa de la verdad. Mi Señor espera mucho de vosotros. 
Queridos hijos, soy vuestra Madre Dolorosa y sufro por causa de vuestros sufrimientos. Doblad vuestras rodillas en oración. Tiempos difíciles vendrán. Los lobos actuarán para alejar las ovejas y habrá una gran confusión. No os apartéis del camino que os he señalado. Volved a Jesús. En él está vuestra verdadera liberación y salvación. Alejaros de las tinieblas y volved a la luz. No os crucéis de brazos. Dad lo mejor de vosotros y seréis recompensados por el Señor. Arrepentiros y servid al Señor con alegría. Amad y defended la verdad. 

Este es el mensaje que hoy os transmito en nombre de la Santísima Trinidad. Gracias por haberme permitido reuniros aquí una vez más. Yo os bendigo, en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén. Quedad en paz.

Comentarios